Leche de coco casera con coco rallado seco ¡Muy económica y fácil!

viernes, julio 20, 2018
Leche de coco casera con coco rallado o seco

Hoy no os traigo una receta , sino un tutorial, que creo que os va a encantar. ¡Como hacer leche de coco con coco rallado o coco seco!
Me encanta la leche de coco pero su precio en España es algo caro, y como yo voy en mente de haceros un helado de coco con estos cocos que tengo aquí aburridos....
(En serio no tiréis las cascaras de los cocos, podéis usarlas como bol de cereales, decoraciones... ¡Hablo en serio!¡No los tiréis!)
Pues cuando descubrí que se podía hacer leche de coco con coco rallado, aluciné. Pues tampoco es que estén precisamente baratos los cocos frescos... ¡Así que por el módico precio de unos 50 céntimos , o la mitad de una bolsa de coco, podréis hacer casi 400ml de leche de coco. ¿Que os parece?



Y el colmo ya viene cuando os diga que podréis reutilizar el coco sobrante, pues el coco rallado que veis en los cocos proviene del que hemos utilizado para hacer la leche de coco.  


coco rallado o seco para hacer leche vegetal

Pues no se que estamos esperando , vamos a hacer esta deliciosa leche de coco tan fácil, económica y rica.




Ingredientes:
  • 100gr de coco rallado
  • 400ml o 2 tazas de agua mineral. 



Preparación:

Para hacer esta sencilla y rica leche de coco, primero hemos de rehidratar el coco, para ello pondremos en un bol el coco rallado y agregaremos la mitad del agua, que previamente habremos calentado casi a punto de ebullición. Que comiencen a salir bubujitas en el fondo pero que no este hirviendo. 

Remover bien, y tapar con papel film para que conserve la calor. Para que se rehidrate bien el coco debemos esperar un mínimo de 30 minutos.

Una vez rehidratado el coco, verter el contenido en una jarra y batir con la tourmix o licuadora. Cuando ya este bien batido, agregar el resto del agua, y volver a batir unos minutos a máxima potencia.
(Si lo deseáis mas concentrado, podéis ajustar las cantidades y agregar un poco menos de agua mineral)

Ahora debemos colar la mezcla, para ello usaremos un colador de malla fina, una gasa o en mi caso, un colador con malla de tela, similar a un embudo, vertemos poco a poco la mezcla y vamos estrujando bien el coco para que saque el líquido, y si usamos algún utensilio de tela, podemos estrujarlo, como si se tratase de la ubre de una vaca, para sacar todo el jugo posible. Una vez bien colado lo verteremos en una jarra o recipiente hermético y lo dejaremos enfriar en la nevera. 

¡ Y ya tenemos nuestra rica leche de coco casera! Esta nos aguantará 3-4 días en la nevera, y podemos utilizarla para cocinar, hacer postres o helados, o tomarla para desayunar bien fresquita, así tal cual, o con un poco de miel o sirope de ágave. 

¿Y que pasa con el coco que nos ha sobrado? ¡Ni se os ocurra tirarlo! 

Solo hay que esparcir el coco sobre una bandeja con papel de horno, dejar secar la ralladura en el horno, a 100ºC , unos 45/60 minutos, o hasta que esté seco, y ya tenemos otra vez coco rallado seco que podemos guardar en un recipiente hermético, y nos durará meses.
Este coco rallado ha disminuido de sabor a coco y no nos servirá, en mi opinión, para hacer coquitos o galletas, pero si nos servirá para decorar una tarta , mezclar con el muesli , o agregar a un smoothie, un bol de desayuno , o al yogur.

Espero que os haya gustado la receta y la disfrutéis, y nos vemos la próxima semana con un rico helado casero de coco.
¡Hay eso no lo tenía que decir!¡Ya se me ha escapado!


* Más recetas deliciosas *

0 comentarios

¡Ya sabeís que me encanta leer vuestras opiniones así que no os corteís!

Colaboro con

Que Recetas

Colaboro con

colaboro con

Colaboro con